Cebolleta (KG)

Frutería Granada

 ¿Cuántos manojos quieres?

 

Las cebolletas aportan pocas calorías, pocos hidratos de carbono y nada de grasa, pero muchos micronutrientes esenciales, como las vitaminas del grupo B. Destaca su riqueza en ácido fólico, niacina y piridoxina, y también en vitamina C. Su consumo provee minerales como el potasio, el calcio, el magnesio y el hierro y es una buena fuente de fibra. Pero es muy significativo su contenido en sustancias antioxidantes y tiene propiedades antienvejecimiento, protegiendo a las células frente a la oxidación de los radicales libres.

El cocinado elimina buena parte de sus nutrientes y acciones medicinales, por lo que es aconsejable consumirla cruda y comerla lo más fresca posible. Resulta ideal en ensaladas o formando parte de aderezos, ya que su sabor es más suave que el de cebolla y, por tanto, más tolerado. Aromatiza sopas, salsas, guisos y puede emplearse tanto la parte blanca como la verde de las hojas que resultan más tiernas, por semejanza, que las de los puerros.